viernes, 17 de octubre de 2008

a las tantas

pues si son las tantas, pero es que vengo de arreglar el mundo (tomarme unas copichuelas con unos compañeros a los que les debía tiempo) y mi mente lúcida todavía ha descubierto que la crisis no daña fuerte en sitios donde un cubata vale 2,50 y el dueño te pone un bocata de salami "porque he oido que no has cenado todavía", donde no hay hipotecas porque las casas se pagan "a toca teja" o se heredan de los padres, donde el ibex35 tiene pinta del coche que se ha comprado Paco, y cuando dices "subprime" piensan que estas hablando de la hija de su hermana. Aqui lo que afecta es la beca de la hija de Pedro (que no tiene para hacer medicina con lo lista que es), de la Fernandi que tiene que esperar un mes a que la operen, o del meterito que necesita alguien que lo bañe.
Y esta crisis nos está alejando de lo que la gente necesita, y me molesta porque si nosotros tres hemos podido arreglar el mundo con solo tres copas, porque los demas no pueden

remato con una frase de la bruja averia
VIVA EL MAL
VIVA EL CAPITAL