viernes, 12 de junio de 2009

re:(3)

DearTh:
La llegada de Obama, su discurso, sus maneras, todo de él nos entusiasma, pero...
No podemos magnificar las cosas, al final vamos a acabar decepcionados y solo por crearnos unas falsas expectativas.
Al compararlo con uvedoble desde luego Obama es un Dios, pero seamos objetivos, no encumbremos a hombres en dioses
en europa nos quedamos sentados mirando como Barak se dedica a hacer política transformadora, mientras nosotros reelegimos aquellas ideas que nos metieron en una crisis sin precedentes.
¿? alucinada me hallo