sábado, 7 de junio de 2008

Rosa desspañña





…y líbranos de las evoluciones de pensamiento que se van a las antípodas. Porque no son evoluciones, son vaivenes de interés personal y caladeros de radicalidad en beneficio propio.

Todo artista tiene su musa. También los de la manipulación.